Día del Paleontólogo

Reserva Biosfera Rioja
16/08/2014 - 18/08/2014
Hora: 
10:00 horas
Igea
Cartel evento
Dentro del Agosto Cultural de Igea se ha organizado para el 16 de agosto un evento que se ha denominado el “Día del Paleontólogo”.
 
Una actividad con la que mostrar el patrimonio paleontológico de este municipio de la Reserva de la Biosfera de La Rioja, que cuenta con importantes hallazgos tanto en fósiles como en restos óseos o icnológicos que lo han colocado entre los mejores lugares para descubrir la historia de nuestros antepasados los dinosaurios.
 
Nuestro planeta tiene ya millones de años y con el transcurso de los años han pasado numerosas formas de vida sobre ella, especies que hace mucho se extinguieron y otras que en cambio, evolucionaron y todavía forman parte de nuestro ecosistema.
 
Del numeroso grupo de seres extintos forman parte los poderosos y admirados dinosaurios, enormes reptiles que habitaron en nuestro planeta durante 160 millones de años aproximadamente y de los que todavía se desconoce la causa exacta de su desaparición.
 
El conocimiento que hoy tenemos de ellos es gracias a los  restos  fósiles que han sido hallados en todos los continentes, siendo Igea uno de los lugares que han ayudado en todo ello.
 
En los años 80 y gracias al buen hacer e implicación del maestro Ángel Gracia, en Igea se hablaba de paleontología y de dinosaurios, se realizaban salidas al campo en busca de fósiles y se creaba un museo con todas las piezas encontradas, creando conocimiento e inquietud en todos los alumnos.
 
Hoy, queremos recuperar todo lo que él sembró en los adultos del presente y los niños del pasado, gracias a distintas actividades que se desarrollarán en el Centro de Interpretación y en la Era del Peladillo con el Día del Paleontólogo.
 
Así, comenzaremos a las 10:00 horas de la mañana en el Centro de Interpretación con la reproducción de un audiovisual que nos centrará en el mundo de los dinosaurios y cómo vivieron en nuestro territorio. Posteriormente, y dentro del Centro, nuestra guía nos hará una breve explicación sobre las diferentes huellas de dinosaurio que encontramos, y sobre todo cómo distinguirlas, de forma que nos sirva para la siguiente actividad en la Era del Peladillo.
 
Tras ello, nos dirigiremos en coches hasta el yacimiento de La Era del Peladillo, a unos 3 kilómetros del municipio, donde nuestra guía nos explicará las partes más llamativas y que hacen diferente a la Era del Peladillo. Nos centraremos en un rastro de huellas, y de él determinaremos si el dinosaurio que lo produjo era bípedo o cuadrúpedo, si caminaba o corría, la velocidad a la que se desplazaba o el tamaño de sus patas. Además de enseñarles cómo realizan este trabajo los paleontólogos a la hora de estudiar un rastro.
 
Almorzaremos en el yacimiento y haremos una pequeña simulación de excavación en busca de nuevos fósiles o huesos, explicando en todo momento los métodos utilizados. Identificaremos los hallazgos y los clasificaremos, tal y cómo lo hacen los paleontólogos.
 
En una excavación real los fósiles se encuentran normalmente incrustados en piedras o sucios, por lo que a continuación, nos dirigiremos al laboratorio del Centro para hacer una simulación de limpieza de los mismos, de forma que conozcan el trabajo de campo y de laboratorio de un paleontólogo.
 
Posteriormente jugaremos al twister con distintos rastros de dinosaurios y los conocimientos adquiridos durante la jornada.
 
Y ya, para finalizar, y tras casi cuatro horas de actividad, entregaremos a los participantes un diploma de paleontólogo por un día en uno de los entornos más privilegiados para ello, como es Igea.
 
Para su correcto desarrollo la actividad cuenta con un máximo de 35 plazas, que podrán reservarse a partir del día 11 de agosto en el teléfono 941 260 086 o en el 699 672 377.
 
La actividad comenzará a las 10:00 horas de la mañana y finalizará sobre las 14:00 horas, teniendo una duración aproximada de 4 horas. El punto de encuentro de la misma es el propio Centro de Interpretación, situado en el edificio del ayuntamiento, al lado de la Plaza de San Pedro Mártir.
 
Igea y sus recursos paleontológicos
Igea se hizo famosa, hace ya muchos años, por la aparición de un tronco de conífera fosilizado de más de 10 metros de longitud.
 
A este hallazgo le siguieron muchos otros que han hecho que hoy Igea cuente con 4 holotipos (ejemplar que ha servido para describir una especie en una publicación científica) diferentes: Dadoxylon riojense (conífera), Tempskya riojana (helecho arborescente), Paraglauconia vierai (gasterópodo) y Camerochelys vilanovai (tortuga). 
 
Pero además, muestra de esta gran riqueza, son los restos óseos de Baryonyx e Hypsilophodon que se exponen en el Centro de Interpretación Paleontológica de La Rioja en Igea, que nació como un museo escolar y que hoy se ha convertido en un referente regional. 
 
Igualmente, cuenta con numerosos yacimientos icnológicos a lo largo y ancho de toda su jurisdicción.
 
Así, Igea nos brinda la posibilidad de conocer el mayor yacimiento de icnitas descubierto hasta ahora en La Rioja, el de La Era del Peladillo. Cientos de huellas se ofrecen a nuestra vista de manera caótica. Pero fijando la atención nos daremos cuenta que este desorden es sólo aparente. Podremos realizar el interesante juego de seguir los pasos de bastantes dinosaurios. Si lo comparamos con nuestras propias pisadas incluso podremos hacernos una idea de su tamaño o de la velocidad a la que caminaban.
 
2.100 metros cuadrados repartidos en siete sectores, en el que se han contabilizado alrededor de 350 rastros y 1766 huellas catalogadas, haciéndolo el primer yacimiento de Europa y el tercero del mundo en cuanto a su número de huellas.
 
Debido a su gran tamaño encontramos gran cantidad de hitos que además lo hacen único, como la presencia de huellas de Hadrosaurichnoides Igeensis, la icnita ornitópoda más pequeña de La Rioja con tan sólo 9 cm, las icnitas plantígradas, con parte del metatarso marcado en la roca, o el rastro dejado por un dinosaurio que arrastraba la cola al andar.
 
¿A quién va dirigido?
Es una actividad abierta y gratuita para todos  los  aficionados a la paleontología y al mundo de los dinosaurios, de forma que niños y no tan niños que tengan curiosidad por descubrir la riqueza paleontológica de la Reserva de la Biosfera de La Rioja puedan hacerlo gracias a este evento.
 
Como ya se planteaba en otras actividades, queremos que sea una actividad solidaria, de forma que cada participante deberá llevar un kilo de comida no perecedera para ser partícipe de la misma. Entregando, nuevamente, todos los alimentos recogidos a Cáritas de Igea.
 
Recomendaciones
Se recomienda que acudan al evento con:
  • Ropa adecuada a la climatología y para andar por el campo.
  • Bebida y almuerzo.
  • Crema para el sol.
  • Gorra o sombrero.
 
Una niña trabajando en un yacimiento paleontológico
Clasificando uno de los rastros de la Era del Peladillo